De sabor dulce y refrescante, la papaya es una fruta que llama especialmente la atención por su exótico colorido naranja y su forma de pera.

Es un fruto nativo del sur de México y América Central, que ahora se cultiva en la mayoría de países tropicales. Existen dos principales tipos de papaya: la mexicana, de mayor peso, y la hawaiana, de menores dimensiones.

Artículos relacionados:

¿Por qué es saludable la papaya?

Además de su delicioso sabor, esta fruta exótica aporta una serie de beneficios para nuestra salud. Son los que os mostramos a continuación.

1. Favorece la digestión

Uno de los beneficios para la salud de este delicioso fruto es su poder para favorecer la digestión, esto se debe a una enzima presente en la papaya que ayuda en la descomposición de las proteínas. Es preferible comer la fruta para lograr todos los beneficios; sin embargo, un zumo de papaya natural es conocido por ser un remedio casero para problemas relacionados con la digestión o estreñimiento.

2. Reduce los niveles de colesterol malo

Este exquisito y atractivo fruto contiene una gran cantidad de antioxidantes, fibra y vitamina C, elementos que actúan contra la aumento de colesterol en las arterias. Como resultado, el consumo de papaya evita que la acumulación de colesterol en las arterias provoque problemas cardiovasculares. Asimismo, los flavonoides presentes en la papaya actúan en contra de la oxidación del colesterol LDL.

3. Previene la diabetes

Son muchas las investigaciones que han concluído que la papaya cruda podría ayudar a mantener estable el nivel de azúcar en la sangre (evitando la hiperglucemia) y el colesterol debido al alto contenido de fibra, lo que sería importante para la prevención de la diabetes.

Según un estudio llevado a cabo por el Centro de Excelencia para la Investigación Biomédica y de Biomateriales de la Universidad de Mauricio, la papaya fermentada es un elemento preventivo para la diabetes. En algunos países, incluso, se utilizan las flores de la papaya en diferentes platos culinarios por su poder preventivo contra esta enfermedad.

4. Previene el cáncer

La papaya es un alimento que ayuda a prevenir el cáncer, puesto que sus antioxidantes ayudan a reducir los radicales libres que contribuyen al desarrollo y progresión de esta enfermedad. La ciencia ha demostrado que contiene licopeno, que reduce el riesgo de padecer cáncer.

Los investigadores también han encontrado que esta fruta es eficaz contra el cáncer de mama y el cáncer de páncreas, y de hecho, un estudio comprobó que el extracto de hoja de papaya tiene efectos anti-carcinógenos. Este estudio fue realizado por un investigador de la Universidad de Florida, llamado Nam Dang, junto a un grupo de investigadores japoneses.

5. Mejora la salud de la piel

La papaya cuida la piel, pues funciona como agente revitalizante y, por eso, es utilizada en muchos cosméticos. También suelen utilizarse en mascarillas caseras, pues esta fruta elimina células muertas y purifica la piel. Las propiedades beneficiosas y las enzimas curativas presentes en las papayas ayudan a tratar las quemaduras solares y la piel irritada. Las papayas también se utilizan para tratar trastornos de la piel como eccema.

6. Propiedades antiinflamatorias

Las enzimas presentes en las papayas, especialmente la papaína y la quimopapaína, reducen la inflamación en diferentes partes del cuerpo. Una investigación demostró que los las personas que aumentaron su ingesta de esta fruta, con un alto contenido en carotenoides, tuvieron una disminución significativa la inflamación.

7. Mejora el sistema inmunológico

La papaya es una gran fuente de vitamina A, B, C y K y, por tanto, es beneficiosa para el sistema inmunitario. También favorece el crecimiento de los tejidos corporales, incluyendo el cabello y la piel. Ayuda en el mantenimiento del colágeno, la proteína estructural de los tejidos conectivos.

8. Combate la artritis

La papaya también combate el dolor, y en concreto la artritis, pues es una fruta rica en minerales como el calcio, el potasio, el magnesio y el cobre. El consumo regular durante un periodo prolongado de tiempo parece ser efectivo para mantener un control sobre la artritis.

9. Mejora la salud cardiovascular

La papaya mejora la salud cardiovascular y reduce el riesgo de sufrir problemas cardíacos. Las semillas de papayas son buenas para tener un órgano vital sano, pues contienen tres poderosas vitaminas antioxidantes, como son la vitamina A, vitamina C y vitamina E.

Los estudios sugieren que la papaya previene la aterosclerosis y las enfermedades cardiovasculares debido a la presencia de fitonutrientes pro-carotenoides, lo que ayuda a prevenir la oxidación del colesterol en el cuerpo, como he comentado con anterioridad.

10. Mejora la visión

Comer papaya es beneficioso para nuestra vista, en concreto, previene la degeneración macular, una condición por la cual las las células oculares se degradan, lo que resulta en visión borrosa y, en ocasiones, ceguera.

La degeneración macular ocurre, generalmente, con la edad. Los estudios sugieren que la papaya puede ser beneficiosa para prevenir este daño ocular gracias a su alto contenido en beta-caroteno. Según un estudio publicado en Archives of Ophthalmology, el consumo de 3 o más porciones diarias de fruta o verdura con este componente (por ejemplo, la papaya o la zanahoria) puede disminuir el riesgo de degeneración macular relacionada con la edad.

11. Previene las infecciones

Los estudios también sugieren que la papaya previene las infecciones del intestino y ayuda a reducir al dolor de dientes. En este último caso, existe un remedio casero a base de papaya que parecer ser beneficioso para el dolor de muela. Consiste en hacer una pasta con papaya y masajearla directamente sobre el diente dolorido o las encías.