La ESO, Educación Secundaria Obligatoria en España, es un período lectivo de cuatro años que comprende las edades de los 12 a los 16 años, según la legislación educativa española (LOGSE). Está compuesta en esos cuatro cursos que nos permitirán (o no) acceder al ciclo del Bachillerato.

No obstante, no todas las esferas de la sociedad han tenido la oportunidad de realizar dichos estudios. Por ello, y gracias a la revolución tecnológica, internet les brinda la oportunidad a aquellas personas para retomar lo que no pudieron acabar. Hoy en día sacarse la ESO por internet es una realidad.

Sacarse la ESO, una asignatura pendiente

Actualmente existen centros educativos especializados para realizar cursos preparatorios para inscribirse al examen de la ESO, cuya longevidad varía dependiendo del candidato, pero generalmente suelen durar 1 año académico natural.

Estos centros son los Centros de Educación para Personas Adultas, los CEPA, que es a donde recurren la mayoría de los interesados. Por otra parte, encontramos una amplia oferta de centros privados como el CEAC o el CCC con opción de asistencia presencial o a domicilio.

¿Cómo sacarse la ESO online?

La alternativa que cada vez toma más impulso es acudir a los centros autorizados por el Ministerio de Educación, son los centros INAV que ofrecen la posibilidad de otorgar el certificado oficial de la ESO en un curso académico para mayores de edad, aunque ocasionalmente para menores también.

Son ya dos promociones en total que han logrado los centros INAV mediante el servicio online, que además de ofrecer sus cursos en territorio nacional, existe la posibilidad para estudiantes que residan en el extranjero.

La metodología de los centros INAV

Como hemos apuntado anteriormente, los centros INAV están especialmente dedicados a realizar sus clases exclusivamente online, y está pensado para todo aquél que necesite compaginar trabajo con sacarse el título de la ESO.

Los contenidos están disponibles de manera virtual en un portal de fácil acceso, los profesores son profesionales titulados en educación secundaria y procuran un seguimiento casi personalizado para los grupos de alumnos. Aunque sea enseñanza a distancia, ocasionalmente se realizan seminarios presenciales ante dudas o complicaciones.

Al acabar el curso académico, los usuarios podrán escoger entre dos modalidades para hacer el examen final: con el modo online o con el modo clásico presencial. La opción virtual se hace con un ordenador desde cualquier lugar, mediante un programa informático de reconocimiento facial (comprobado por la webcam del usuario, aunque esté apagada) y que monitoriza los movimientos del alumno durante el examen, evitando así malas conductas.

El perfil de los alumnos

El perfil de los alumnos que buscan obtener el título de la ESO online, es muy variado, aunque mayormente cumplen con varios requisitos comunes. Un gran número de candidatos tiene entre veinte y treinta años de edad, trabaja a tiempo completo o parcial y tienen obligaciones familiares que no pueden evitar.

Consecuentemente, los candidatos no sólo se lanzan a la obtención del título de la ESO, sino que tienen intención en pasar a niveles superiores de educación como son el Bachillerato, FP u otras titulaciones de más grado. En algunos casos incluso se plantean el acceso a la universidad con otro curso puente para presentarse a la selectividad.

¿Por qué elegir el formato online?

La plataforma online que ofrecen los centros INAV resultan ventajosos para aquellas personas que en su día, por cualesquiera que fuera el motivo, no pudieron proceder a finalizar los estudios de la ESO.

Hace tan solo unos años, el hecho de fracasar en la ESO condicionaba gravemente a esos mismos que posteriormente querían recuperar el tiempo perdido.

Pero ahora, tecnología y necesidad se unen para “regalar” a esos deseosos de dar un impulso a su vida académica. Gracias a las tablets, dispositivos móviles con pantalla ancha u ordenadores portátiles ultraligeros, el alumno puede llevar consigo el material escolar a cualquier lado, con un portal estudiantil de lo más innovador y cómodo de usar.

Por si fuera poco, las estadísticas aclaman unas cifras esperanzadoras al decantarse por el método online, y es que en un 70 por ciento aproximadamente, los alumnos consiguen superar con buena nota el curso académico y aprobar el examen online, frente a ese 30 por cierto que sigue suspendiendo en obtener el título de la ESO de manera presencial.

Todas las personas que fracasaron en la enseñanza secundaria obligatoria tienen una nueva oportunidad ante sus ojos para poder redimirse, así como las personas mayores que necesiten dicho título por motivos laborales.