Drogas y adicciones

Metacualona (Quaalude): historia, efectos y usos

Fue muy utilizada como droga recreativa en los 70, y aún hoy hay laboratorios ilegales fabricándola.

Metacualona (Quaalude): historia, efectos y usos
Alex Figueroba Alex Figueroba Psicólogo en Barcelona | Redactor especializado en Psicología Clínica

La metacualona, a la que se hace referencia normalmente como “Quaalude”, uno de sus nombres comerciales, es un sedante que fue muy popular como droga recreativa en las décadas de 1960 y 1970. Se pueden encontrar referencias a este fármaco en películas como “El lobo de Wall Street” y “Scarface”, así como en canciones de David Bowie o Frank Zappa.

En este artículo hablaremos de las propiedades farmacológicas, la historia, los efectos y los usos de la metacualona. Aunque ha sido sustituido por otros ansiolíticos menos adictivos y en la actualidad no se fabrica de forma legal, este medicamento tuvo un papel llamativo en el desarrollo de la terapia farmacológica que merece la pena analizar.

¿Qué es la metacualona?

La metacualona es un fármaco con efectos depresores en el sistema nervioso que se clasifica en la categoría de los medicamentos hipnóticos y sedantes, así como de los ansiolíticos. Forma parte de la clase farmacológica de las quinazonlinonas.

Los psicofármacos ansiolíticos y sedantes se utilizan para tratar síntomas como la ansiedad o el insomnio, y algunos de ellos tienen efectos que los hacen susceptibles de provocar adicciones físicas y psicológicas. Los más usados en la actualidad son las benzodiazepinas, aunque las azapironas están ganando popularidad, especialmente la buspirona.

El nombre comercial más conocido de la metacualona es “Quaalude”, una abreviatura de las palabras “quiet interlude”, que se pueden traducir como “interludio tranquilo”. Otras nomenclaturas que hacen referencia a este fármaco incluyen “Mandrax”, “Sopor”, “Malsed” o “Renoval”, si bien estos productos ya no se fabrican de forma legal en la mayoría de países.

¿Para qué se utilizaba?

Desde una perspectiva médica, la metacualona era utilizada principalmente para tratar síntomas físicos y psicológicos de la hiperactivación fisiológica, como la ansiedad y la tensión. En particular se solía prescribir metacualona a personas con problemas de insomnio y también como relajante muscular.

No obstante, el hecho de que la metacualona siga siendo conocida hoy en día se debe a que fue muy popular como droga recreativa en los clubs nocturnos de países anglosajones como Estados Unidos, el Reino Unido y Australia. En este sentido el consumo de Quaalude se asociaba a las culturas hippie y glam rock.

Por otra parte, la metacualona también es uno de los sedantes que han adquirido mala fama por su uso como “drogas del violador”. Es especialmente conocido el caso del cómico Bill Cosby, que durante su testimonio en un juicio por violación afirmó que había usado Quaalude para abusar de numerosas mujeres jóvenes.

Historia de este fármaco

La metacualona fue sintetizada por primera vez en India en la década de 1950 para ser utilizada como medicamento contra la malaria. Llegó al Reino Unido y a los Estados Unidos en los años 60; fue en este lugar donde se popularizó su uso no sólo como ansiolítico, sino también como droga recreativa. Fue en los Estados Unidos donde surgió el nombre “Quaalude”.

Debido a la obviedad del potencial adictivo de esta sustancia y a la frecuencia de su utilización para fines ajenos a los médicos, a partir de los años 70 la regulación en torno a la metacualona empezó a endurecerse de forma progresiva. Asimismo fueron apareciendo otros fármacos sedantes más efectivos y seguros, como las benzodiazepinas y las azapironas.

En la actualidad resulta difícil conseguir metacualona en la mayoría de países del mundo, puesto que ha sido ilegalizada. Algunas excepciones relevantes incluyen a Sudáfrica, Mozambique, Zimbabwe, Angola y Zambia, puesto que el uso y el abuso de metacualona (comercializada con frecuencia como Mandrax) son muy habituales en estas regiones de África.

En otros lugares, aunque existen en el mercado negro productos que contienen este fármaco, en buena parte de los casos se encuentra mezclada con barbitúricos, benzodiazepinas, opiáceos (particularmente codeína) y otras sustancias con efectos depresores en el sistema nervioso central.

Se sabe que en países de América Latina como México, Colombia y Perú hay laboratorios ilegales que fabrican metacualona; lo mismo sucede en Estados Unidos, en Canadá, en Líbano y en otros lugares.

Efectos y reacciones adversas

La metacualona potencia la actividad del neurotransmisor inhibitorio GABA (ácido gamma-aminobutírico), lo cual explica sus efectos fisiológicos, principalmente la reducción de las frecuencias sanguínea y respiratoria, que conlleva a su vez una intensa sensación de relajación mental, además de física.

Aunque fue introducida en el mercado como sustituto de los barbitúricos con un menor riesgo de efectos secundarios y de adicción, pronto empezó a resultar evidente que la metacualona no sólo era muy adictiva y generaba un alto riesgo de dependencia, sino que en consecuencia la interrupción del consumo regular también provocaba síntomas de abstinencia.

La sobredosis de metacualona provoca una depresión excesiva de la actividad de los sistemas nervioso, respiratorio y circulatorio. Esto se traduce en signos como hipertonía muscular, convulsiones, náuseas y vómitos, delirium (síndrome confusional agudo) e incluso el coma y la muerte.

Etiquetas: Droga, Fármaco, Adicción
Alex Figueroba Alex Figueroba Psicólogo en Barcelona | Redactor especializado en Psicología Clínica

Graduado en Psicología por la Universitat de Barcelona, mención en Psicología Clínica.