Wikimedia

Este breve escrito tiene como finalidad explicar someramente el Trastorno por Estrés Postraumático

También, dar a conocer cómo profesionales de la psicología ayudan a refugiados en países que no brindan las garantías para un tratamiento psicológico eficaz.

Trastorno por Estrés Postraumático: una realidad en el mundo de hoy

El Trastorno por Estrés Postraumático (se lo suele llamar TEPT para abreviar) es un trastorno que está clasificado dentro de los trastornos de ansiedad. Está originado por una exposición a alguna situación de extrema ansiedad, como por ejemplo una violación, secuestros, guerras, accidentes, etc. 

El estrés post traumático no está sujeto a ninguna experiencia definida a priori, existe una gran variedad de sucesos que pueden cambiar la vida dependiendo de cada caso.

Tipos de TEPT

Según Azcárate Mengual ( 2007) existen 3 tipos de TEPT:

  • TEPT Agudo: Los síntomas duran menos de 3 meses.
  • TEPT Crónico: Los síntomas duran 3 meses o más.
  • TEPT de inicio demorado: Los síntomas aparecen 6 meses o más después del suceso traumático.

En algunos casos, en el TEPT se recuerdan claramente las experiencias traumáticas acompañadas por altos grados de ansiedad (las cuales incluyen el miedo, la angustia, el nerviosismo, etc.). Todo esto genera en la persona un agotamiento emocional extremo que también suele ir acompañado de ideas y pensamientos irracionales.

Diagnóstico del TEPT

Para una correcta evaluación del estrés postraumático primero se debe tener un conocimiento íntegro de los factores implicados en la génesis y desarrollo del problema. Puntos para considerar y tener en cuenta son:

  • Los antecedentes.
  • Los factores desencadenantes.
  • Los factores de mantenimiento.
  • La posibles soluciones, etc.

Una historia clínica completa del paciente, el seguimiento profesional y el acompañamiento familiar apropiado van a servir de mucho en la rehabilitación del paciente.

Tratamiento

Cada persona es un ente bio-psico-social diferente, y por lo tanto el tratamiento en estos tipos de trastornos será muy variado, ya que hay que analizar el impacto emocional y psicológico del sujeto que ha vivido tal suceso y ver cómo se desarrolla después de este para plantear qué tipo de tratamiento es el eficaz y podrá ayudar en la regulación emocional y psicológica de la persona.

Las psicoterapias cognitivo-conductuales han sido y son las más utilizadas en casi todos los trastornos de ansiedad, ya que estrés postraumático es un subtipo de ellos. Esta técnica es una de las más efectivas y de que mejores resultados traen.

Sin embargo, hay técnicas concretas que también se muestran eficaces, como la ya conocida Desensibilización y Reprocesamiento por el Movimiento de los Ojos (o EMDR, por Eye Movement Desensitization and Reprocessing). El EMDR se basa en el supuesto de que la ansiedad se debe a que la búsqueda acerca del evento traumático permanece o ha permanecido sin haber sido procesada, lo cual tiene como resultados mantener bloqueados las cogniciones, conductas y sentimientos acerca del hecho experimentado tiempo atrás.

En las psicoterapias cognitivas, la Terapia Racional Emotiva Conductual o TREC es una de las técnicas más utilizadas. La TREC aboga por un cambio filosófico profundo en el paciente, [explicar brevemente en qué consiste cada nueva técnica que se presenta] y se ha caracterizado también por basarse en la investigación a fondo de los trastornos de ansiedad y la eficacia de sus técnicas en estos problemas.

Las terapias farmacológicas, como siempre, resultan muy útiles. Estas deben ser prescritas por un médico psiquiatra que indique el medicamento, la dosis y el tiempo que permanecerá la persona en dicho tratamiento.

Trastorno por Estrés Postraumático en territorio hostil

Aunque muchos de nosotros no vivamos en un ambiente hostil, en cualquier momento podemos llegar a vivir alguna situación que pueda desencadenar en una alteración psicológica emocional, y que vaya a requerir a un profesional de salud mental. No obstante, hoy en día en algunos países del mundo gran parte de la población padece de estrés postraumático causado por los conflictos bélicos que se vienen arrastrando por la zona desde hace ya años. 

Entre ellos Ucrania y Siria, país este último que se ha visto fuertemente golpeado por la guerra y por todo lo que se ha venido desencadenando con el pasar del tiempo. Ya que la paz está todavía lejos de ser alcanzada, hay muchos profesionales, tanto médicos como de salud mental que hoy en día siguen trabajando para ayudar a una población presa del pánico y con un alto índice de TEPT, alrededor del 60% de la población siria sufre de estrés postraumático y las cifras podrían elevarse hasta un 85% si el conflicto siguiese.

Existe un grupo de profesionales de la salud mental encargados de ayudar a la parte de la población más vulnerable, como los niños. Las técnicas conocidas que utilizan estos profesionales son las proyectivas. A su vez, es importante destacar cómo en los dibujos de los niños sirios se expresa la realidad y la crueldad en la que viven sumergidos. Sus miedos, angustias y temores también son reflejados, y son en sí mismos una ilustración de las formas en las que el TEPT puede cristalizarse mediante formas de expresión creativa. Complementan a estos trabajos algunas técnicas alternativas a las psicológicas como lo son la danza, el canto, etc. Estas forman parte de un programa terapéutico que podría ayudar a cientos de niños en mejorar su bienestar emocional.

Referencias bibliográficas:

  • Azcárate Mengual, M. A. (2007). Trastorno de Estrés Post Traumático y Daño Cerebral. Madrid: Díaz de Santos.
  • Caballo, V. (2010). Manual de modificación de conducta. Guayaquil: Universidad de Guayaquil.
  • Clasificación Internacional de Enfermedades, décima versión.