La tasa de desempleo es preocupante en España, y de hecho se sitúa casi en el 20% de la población. Este es uno de los problemas más preocupa a los españoles, que desde la crisis económica que se inició en 2008, ha visto visto como la precariedad laboral se ha convertido en una realidad en nuestro país. 

Sin embargo, el desempleo no solo tiene consecuencias materiales sobre el poder adquisitivo. También conlleva un mayor riesgo de sufrir síntomas depresivos.

Psicología y desempleo

Seguramente, lo primero que se nos viene a la cabeza cuando nos quedamos sin trabajo es la pérdida de entrada de dinero que sufrimos, y cómo los problemas económicos pueden alterar nuestra vida significativamente. Lo cierto es que estar en paro no solamente afecta a nuestro bolsillo, sino que provoca serios problemas a nivel psicológico. Los expertos incluso hablan de un fenómeno llamado “depresión por desempleo”.

Las consecuencias psicológicas de estar desempleado no solamente las sufre la persona que está sin empleo, sino también su familia. Puedes comprobarlo en el artículo “El desempleo de los padres provoca depresión y ansiedad en los hijos, según estudio”, donde el psicólogo Jonathan García-Allen profundiza en estas consecuencias y cómo afectan a la vida de persona sin trabajo.

Qué es la depresión por desempleo

La depresión por desempleo surge cuando la persona lleva varios meses en paro y percibe que la situación le supera. Al “shock” inicial de quedarse sin trabajo, puede unirse los repetidos intentos fallidos por lograr empleo.

La autoestima de la persona se resiente, pues el individuo puede experimentar que prácticamente no le llaman para entrevistas de trabajo a pesar de haber entregado miles de currículums vitae. Esta situación va desanimando a la persona, que siente culpa y fracaso por el camino que está cogiendo su vida.

Síntomas de esta alteración mental

La depresión por desempleo presenta una serie de síntomas que te mostramos a continuación.

1. Indefensión aprendida

Llevar mucho tiempo en el paro puede llegar a quemar a la persona de manera que se agoten sus propios recursos. Cada día que pasa sin encontrar trabajo y no ver resultados frente a sus esfuerzos, le da el mensaje al individuos de que haga lo que haga su situación no va a cambiar. Esta acumulación de frustraciones puede llevar al individuo a sufrir indefensión aprendida.

2. Autoestima baja

Esta situación tan delicada lleva a la persona a valorarse negativamente, pues suele sentir culpa a pesar de que la situación de desempleo tenga una causa estructural. La autoestima baja también afecta a su autoconfianza, y cada vez se siente más como un individuo fracasado.

3. Síntomas somáticos

La afectación psicológica puede provocar síntomas físicos. Dolores de cabeza, dificultades para dormir, problemas sexuales, malestar estomacal, etc., pueden ser algunas de las consecuencias de la depresión por desempleo.

4. Malos hábitos

Con el tiempo, la persona va dejándose cada vez más. Le cuesta seguir unos hábitos saludables, como practicar ejercicio físico o nutrirse mal., De hecho, puede llegar a consumir sustancias adictivas como fármacos o alcohol para evitar afrontar la realidad y los problemas que se presentan en su vida.

5. Otros síntomas

Otros síntomas como la ansiedad, la apatía, la desmotivación o las conductas agresivas pueden presentarse cuando una persona sufre depresión por desempleo.

Qué hacer para prevenir esta situación tan delicada

Estar desempleado es un evento vital muy estresante, puesto que tiene consecuencias no solamente personales, sino también sociales. Pero, ¿qué hacer para evitar caer en depresión cuando no tenemos trabajo? A continuación puedes encontrar algunos consejos.

1. Mantén la actitud positiva y no pierdas la esperanza

No dejes que el pánico se apodere de ti y mantén la actitud positiva. Quizás las opciones no aparezcan a las primeras de cambio, pero si sigues buscando trabajo, algo puede salir. En el plano personal, mantente activo y sigue practicando algún hobby, pues te ayudará a desconectar y a tener la mente ocupada.

2. Conócete a ti mismo

Puede que, en realidad, no te conozcas en profundidad. Averigua en lo que eres bueno para así poder tener mayores oportunidades de éxito en la búsqueda de empleo. Una vez que sepas quién eres, entonces podrás venderte mejor y posiblemente a alguien le interese contratarte.

3. Controla tus gastos

Muchas veces, la depresión por desempleo aparece por el ritmo de vida que tenemos. Y es lógico que las preocupaciones económicas nos lleven a sufrir ansiedad, estrés y depresión. 

Hay casos en los que no es posible remediar las dificultades financieras, pero en otros casos es cuestión de mentalidad. Elimina de tus gastos todo aquello que no sea prioridad en tu vida y adopta otra manera de pensar.

4. Busca ayuda

Aunque el estado de bienestar ha sufrido una gran crisis, todavía existen ayudas gubernamentales o locales que pueden permitirte reducir los problemas que han aparecido en este momento delicado de tu vida. En la medida de lo posible, agota esta vía.

5. Fórmate

Si tienes la posibilidad de formarte… ¡hazlo! No pierdas el tiempo parado, sé proactivo no solamente en la búsqueda de empleo sino también en tu desarrollo personal. Hoy en día no es necesario acudir a los centros de enseñanza, puedes estudiar online. Así que si económicamente puedes permitírtelo, no tienes excusa para no seguir capacitándote.

6. Rodéate de tus seres queridos

En esta situación tan delicada es un buen momento para rodearte de la gente que más te quiere. Quizás necesites contarles cómo te sientes o solamente pasar momentos agradables. Cuenta con ellos ahora que los necesitas.

7. Busca ayuda psicológica

En ocasiones, salir de esta situación de desesperanza no es fácil, y es necesario recibir apoyo psicológico. Existen buenos profesionales que pueden ser de gran ayuda cuando comienzas a sentir el bajón de esta situación. Puedes conocer las mejores clínicas de psicología en el artículo “Las 10 mejores clínicas de psicología y psicoterapia” pueden serte de utilidad.

Consejos para encontrar trabajo

Si quieres algunos consejos para encontrar trabajo, en el artículo “No tengo trabajo: 7 consejos de expertos para encontrarlo” puedes descubrir las mejores estrategias par volver a trabajar después de estar parado.